La disfunción eréctil o impotencia masculina es un tema delicado para muchos hombres, sobre todo si contamos con pareja, ya que la frustración puede llegar a ser mayor ya que la relación sexual puede ser nefasta y llevar esto a mayores problemas en nuestra relación de pareja. Por tanto si usted empieza a notar flacidez en su pene, teniendo apetito sexual o bien si está sufriendo poco apetito sexual o nota anomalías en su lívido es muy recomendable que empiece a tratarlo cuanto antes.

Como comentábamos si ya de por si la impotencia masculina puede ser frustrante y deprimente, si contamos con una pareja esto puede llevar a más problemas, Por tanto sea completamente sincero con su pareja, cuéntele lo que le pasa y pídale ayuda. Si está pasando por una época de mucho estrés en el trabajo o bien cuenta con varios problemas últimamente estos pueden ser factores muy a tener en cuenta y que le pueden haber ocasionado los problemas de su disfunción eréctil. Así que hable con su pareja con total sinceridad, esta le ayudará y evitará crear problemas en su pareja, ya que sabrá muy bien porque usted no responde igual que antes durante las relaciones sexuales.

También es recomendable que acuda al médico de cabecera o médico especializado, si puede ser con su pareja mejor, ya que el especialista podrá aconsejarle y tratarle a usted, pero también puede que nos ayude con nuestra relación dándonos consejos. Aunque estemos ante un tema difícil de tratar, cuanto más sinceros seamos antes llegaremos a la raíz del problema y podremos darle solución.

Por otra parte hay que centrarse en una actitud positiva, no estar pensando siempre en su problema, ya que esto no hará más que agravar su disfunción. Los deportes, ejercicios, actividades al aire libre, hobbys o distracciones son de mucha ayuda, ya que tendremos la mente ocupada y nos evadiremos del problema en cuestión. Siga siempre los consejos de su médico y convine el tratamiento con otras actividades y la recuperación será mucho más progresiva. Recuerde que su pareja también está para ayudarle y una actitud buena entre los dos siempre hará que todo vaya mucho mejor.

Tenga en cuenta que hay muchos factores, algunos que dependen de usted mismo y otros que dependen de su entorno, alimentación, hábitos de vida, etc...que van directamente relacionados con la aparición de los problemas de erección.